Una Historia que contar

 

Expertos en materia de producción audiovisual para plataformas de las Redes Sociales insisten en que la emoción, es la puerta de entrada de tu producto o servicio. ¿Qué sensación produce el uso del producto; cuánta es la satisfacción del servicio recibido?

En cuanto a ello, nos referimos a la Producción de Videos; y lo que se recomienda.

Inicialmente contar con la planificación con un story telling o secuencia de la historia, o el guión, es necesario. ¿ Qué pasa en cada micro segundo?; es decir, que tengamos una secuencia de imágenes y diálogos que hagan referencia al objetivo final del material audiovisual en el que estamos invirtiendo.

Una entrada, un desarrollo y el esperado final de la historia

¿Te acuerdas de los elementos de cualquier composición en Literatura ? Pues bien, igual es para lo que vemos en un video: una entrada, un desarrollo y el esperado final del material, que deben contar con el entusiasmo de que valga la pena invertir;tiempo y dinero, en adquirir ése bien que ofreces, o gozar de ése servicio que tu emprendimiento promueve.

Un minuto para tener presencia que impacte y te posicione en la Red.

Todo ese desenlace debe producirse en el tiempo de sesenta segundos, o menos. Sí, no te asombres.

Un minuto para tener presencia que impacte y te posicione en la Red.

Así que, no hay que descuidar los detalles en cuanto producción, a la hora de preparar este tipo de material como estrategia de promoción en el mercado.

Veamos:

Locación: Espacio geográfico. El dónde se desarrolla la historia.

El fondo;  que hay de backstage durante el desarrollo.
Las luces;  iluminación de los personajes.

y por supuesto, un mensaje principal junto a diálogos ( qué decimos), y en todo, decirlo con alegría. Porque,  ¡Nadie compra para llorar!

Revisa tu plan e incorpora estas novedosas ideas que te permitirán ser visto y reconocido como un servidor confiable.

 

Nota: Gracias a la Compañía de Jesús,  por las imágenes de su obra extendida en el mundo, en el sector educativo, y que nos acompañan en este artículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.